Vicepresidencia lanza un proyecto que combina diseño y circularidad para conseguir nuevos materiales y productos más innovadores y sostenibles

Comparte esta noticia
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp
LOOP, Disseny i Circularitat reúne las creaciones de una decena de diseñadores y productores de las Illes Balears que trabajan en proyectos de reutilización, transformación, circularidad y proximidad

La Vicepresidencia y Conselleria de Transición Energética, Sectores Productivos y Memoria Democrática lanza, a través del IDI, el proyecto LOOP, Disseny i Circularitat. El objetivo de esta iniciativa es promover la implementación del diseño como elemento estratégico en la mejora competitiva de las empresas. Con el concepto de circularidad como eje central, profesionales del diseño y una selección de empresas han desarrollado una serie de productos que obedecen a los estándares de la estética, la funcionalidad y la economía circular.

El propósito de LOOP, Disseny i Circularitat es fomentar el uso de materias primas más sostenibles, investigar en nuevos materiales innovadores y la búsqueda de soluciones que precisan de recursos más sostenibles para conseguir la misma funcionalidad y calidad. Además, se requieren fabricantes y productores que trabajen conjuntamente con las industrias creativas para concebir nuevos productos, nuevos modelos de negocio y nuevas maneras de hacer y de pensar, contribuyendo así a rediseñar el entorno.

«Estamos hablando de una alianza estratégica entre fabricantes y profesionales del diseño, que fortalece nuestro tejido industrial. Empresas que buscan a través del diseño y el uso de materiales más sostenibles el elemento que las hace diferentes y más competitivas internacionalmente», ha explicado el vicepresidente Juan Pedro Yllanes. «Estamos impulsando desde el tejido local una industria creativa, que queremos que se quede en casa, que crezca y que genere nuevas oportunidades de trabajo. En esto consiste la diversificación de nuestro modelo económico».

En estos momentos, una decena de empresas y profesionales participan en el proyecto LOOP: Lafiore Artistic Glass, La Pecera, Marta Àgueda, Adriana Meunie, Huguet Rajoles Hidràuliques, Contain, Tonia Fuster, Nico Guevara, Pablo Erroz, ReThink Ibiza, Català Roig, Niels Datema y TEd’A. El proyecto cuenta, en esta primera fase, con un presupuesto de 40.000 € y tiene previsto crecer en número de empresas en los próximos meses, así como impulsar líneas de investigación de nuevos materiales en colaboración con la UIB.

El proyecto LOOP, Disseny i Circularitat cuenta con una plataforma web (www.loopdisseny.com), donde se destacan las creaciones que comparten estos valores y se fomenta la participación de equipos multidisciplinarios para compartir y generar conocimiento, así como favorecer conexiones y sinergias entre empresas. Se pretende, de este modo, sensibilizar al conjunto de sectores empresariales de la importancia de conectar la creatividad y la circularidad e integrarlo en su estrategia.

En concreto, la plataforma LOOP quiere conseguir:

Sensibilizar sobre la importancia de conectar la creatividad y la circularidad, a partir de la utilización de materiales de proximidad, la reutilización y la transformación de los residuos y la experimentación en torno a nuevos materiales más innovadores y sostenibles.

Compartir los nombres y trabajos de diseñadores y productores locales que, a partir de los materiales y procesos creativos que se incorporan desde el principio, crean nuevos productos más sostenibles que se puedan regenerar, reutilizar, transformar y proyectar hacia una economía circular.

LOOP engloba los proyectos en cuatro ámbitos

Circularidad, reutilización, transformación y proximidad

Bajo el concepto de la circularidad se han desarrollado los tres proyectos de Estudio La Pecera, Marta Àgueda y Adriana Meunie, donde el diseño y la innovación se materializan a partir de materias primas locales orgánicas e inorgánicas que se rechazan. Es una propuesta de futuro con los trabajos realizados por diseñadores y empresas a partir de materiales que actualmente se consideran residuos.

La reutilización concede una segunda oportunidad a los residuos. No se modifica el material del objeto rechazado, sino que simplemente se vuelve a usar con otra finalidad. En este sentido, una vez generado el residuo, la reutilización es el proceso más sostenible, puesto que permite un uso posterior sin invertir grandes cantidades económicas y evita el gasto energético en su transformación.

Se trata de una solución para que las empresas del sector industrial rentabilicen su tarea en la gestión de residuos ambientales. Ejemplos de esto son los terrazos de Huguet, el proyecto de TEd’A y el diseño de las lámparas de Tonia Fuster.

En general, cuando un producto ya ha sido utilizado se descarta y se convierte en un desecho. Sin embargo, en muchos casos es posible recuperarlo a través de diferentes procesos para que, ya sea íntegramente o en parte, se pueda volver a utilizar. Los productos transformados son el resultado de una restauración o una modificación de otros que ya se habían fabricado y utilizado con anterioridad.

También se produce a partir de un proceso físico-químico o mecánico que consiste en someter una materia o un producto ya utilizado a un ciclo de tratamiento total o parcial para obtener una materia prima o un nuevo producto. Asimismo, se podría definir como la obtención de materias primas a partir de desechos, introduciéndolas de nuevo en el ciclo de vida (vidrio, papel, cartón, metal, etc.). Los diseñadores Nico Guevara y Neils Datema han desarrollado un producto a partir de reutilizar el vidrio de la marca Lafiore. Por su parte, ReThink Ibiza apuesta por la innovación y la sostenibilidad replanteando el diseño de interiores y la arquitectura a través de la maquetación 3D, fabricación de muebles a medida y decoraciones personalizadas.

La producción local a pequeña escala defiende una forma alternativa de hacer. Un sector lleno de talento que promueve el poder del lugar donde se hacen las cosas, el diseño, la calidad de los materiales, cuestiones de la materia como la gravedad y la tacticidad y el valor de ser creaciones originales. Una producción más pausada, que prioriza los materiales locales, que valora las singularidades y que es capaz de definirse y adaptarse a los nuevos tiempos, integrando tecnologías sin perder su esencia. Català Roig diseña la botella de riego como un producto que simboliza esta forma de hacer, mientras Contain diseña lámparas utilizando una tecnología que permite incorporar nuevos materiales.

LOOP promueve esta forma de entender la producción artesanal e industrial en la que el diseño es el protagonista, no solo para cubrir una necesidad puntual, sino como una plataforma de referencia y una nueva forma de pensar y afrontar el futuro para las empresas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opina y comenta siempre desde el respeto. Sin insultos, ofensas, descalificaciones personales y/o injurias. Diariodecalvia.com se reserva el derecho a no publicar comentarios inapropiados, contrarios a las leyes o lesivos.

Noticias relacionadas

Comparte esta noticia
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp

Contenido de interés